21.9 C
Guatemala City
domingo, julio 3, 2022

Director Juan Carlos Rulfo: La pandemia nos devolvió la necesidad de abrazar

Después de la pandemia y en este momento en que hay polarización y divididos políticamente es cuando la gente tiene más ganas de abrazarse.

Noticias relacionadas

Guadalajara (México), 17 jun (EFE).- La pandemia devolvió a las personas la necesidad de abrazarse y de hallar soluciones a sus problemas a través de pequeños detalles, dijo este viernes a Efe el realizador mexicano Juan Carlos Rulfo, quien estrena su documental “Cartas a distancia” en el Festival Internacional de Cine en Guadalajara.

La cinta “habla de esas ganas que tiene la gente de abrazarse, de poder solucionar sus cosas, de las ganas de tener una solución mucho más práctica que las que te da el Estado.

Y después de la pandemia y en estos momentos en que estamos polarizados y divididos políticamente es cuando la gente tiene más ganas de abrazarse y sentir que tiene soluciones”, afirmó.

Como parte de las proyecciones especiales del Festival que concluye este sábado en la mexicana ciudad de Guadalajara, Rulfo presentó el documental en el que muestra cómo el personal de salud en un hospital público de la Ciudad de México ayudó a disminuir el distanciamiento entre enfermos por la covid-19 y sus familiares a través de cartas.

Las misivas eventualmente se convirtieron en mensajes de vídeo o fotografías y en el pico de la pandemia dieron certezas a quienes sufrían por esta enfermedad.

Para el director y también fotógrafo, el filme pone acento en cómo los pequeños detalles y lo que pudiera parecer insignificante para unos es un gran aporte para otras personas.

“Con pequeñas cosas la gente se salva, con pequeños detalles la gente se manifiesta y eso hace grandes diferencias, la película propone que creamos en esas cosas, que sí podemos abrazarnos nosotros (mismos) y solucionar las cosas, no necesitamos grandes soluciones sino un pequeño detalle de amor y cercanía”, indicó.

Los momentos más álgidos

El filme fue rodado por Rulfo y la periodista Melissa del Pozo entre abril y mayo de 2020, en los meses más álgidos de la crisis sanitaria en el país, con la ayuda de médicos y enfermeras, quienes grabaron algunas escenas dentro de sus áreas de trabajo.

La idea surgió cuando Del Pozo conoció a uno de los enfermeros del hospital que tomaba las cartas de los familiares para entregarlas a los pacientes y las ponía en una ventana cerca para que estos pudieran verlas.

El documental capta la historia de varios pacientes internos en el área designada para enfermos de la covid-19 y sus familias.

Las imágenes revelan no solo el ambiente de dolor que se vivía entre los familiares y los pacientes, sino también la esperanza que lograban las cartas, una herramienta olvidada por muchos, pero que se volvió indispensable para ayudar a los enfermos.

“Era un recurso superimportante que, a pesar de estar viviendo en una época en la que los medios son los reyes, estaban fallando, no aportaban nada a la salud pública, sino al miedo. Es una película sobre el amor que hubo en momentos de tragedia, construido por la gente con un remedio manual, que fue más saludable que cualquier medicina”, enfatizó el cineasta.

Un homenaje al personal médico

Rulfo afirmó que la película es también un homenaje al trabajo del personal médico porque derriba el mito de que son personas frías y duras, sino que también padecieron durante la pandemia y pueden ser amorosos con los pacientes en cualquier circunstancia.

“Tiene que ver con que el público se anime a ver, a través de estos personajes, otras formas de ver lo que aparentemente es trágico, la vida tiene muchas facetas, pero también es curioso ver cómo podemos trascenderla con cierto valor, es un universo donde la vida sigue y es compleja”, expresó.

El Festival Internacional de Cine en Guadalajara continúa hasta el 18 de junio con una amplia selección de 166 filmes tanto en su competencia oficial como en los programas paralelos.

Últimas noticias