• Banrural Julio 2024
  • Banner Gallo

Cataluña cierra bares y restaurantes durante 15 días

Comparte esta noticia

Cataluña cerrará bares y restaurantes durante al menos 15 días para contener la curva epidémica en la comunidad, que se ha disparado en las últimas semanas. La intención es que la restricción entre en vigor a partir del viernes. La pandemia no da tregua y, con una incidencia acumulada de 279 casos por 100.000 habitantes y más de un millar de personas ingresadas en los hospitales catalanes (189 en cuidados intensivos), el Govern ha trasladado al sector de la restauración su intención de echar el cierre de bares y restaurantes durante “un mínimo” de 15 días. También se cerrarán los servicios que requieran contacto físico (excepto las peluquerías) y se reducirá el aforo en locales comerciales y grandes superficies comerciales al 30% y en los gimnasios, al 50%. El plan del Ejecutivo catalán es reducir las interacciones y los encuentros sociales, que es donde se producen el grueso de los contagios. Las medidas tendrán que ser avaladas por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

El Procicat, el órgano del Govern que gestiona la respuesta a la pandemia, ha dado luz verde a este cierre aunque permitirá la entrega a domicilio y la recogida en el local. La restauración de hoteles también tiene que cerrar para los que no sean huéspedes. Esta drástica medida se une a la suspensión de las competiciones deportivas no profesionales, el paso de la docencia teórica en las universidades a formato virtual, la recomendación del teletrabajo y a las otras restricciones sociales que ya pesan desde el verano, como el cierre del ocio nocturno o la limitación de reuniones a menos de seis personas. “Hay que reducir al máximo la movilidad, limitar relaciones y encuentros sociales y promover teletrabajo en la medida de lo posible», ha indicado el presidente en funciones de la Generalitat, Pere Aragonés.

Barcelona tacha de desproporcionado el plan del Govern de cerrar bares y restaurantes
El Gobierno catalán estudia el cierre de bares y restaurantes para frenar el virus
Bares y restaurantes llevan días en el punto de mira de las autoridades sanitarias. A medida que la curva epidémica se desbocaba —entre el 4 y el 10 de octubre se han registrado 12.211 nuevas infecciosas, el doble de las detectadas en las primeras semanas de septiembre—, el Departamento de Salud ponía el foco en restringir las interacciones sociales, principal foco de contagio de la covid-19. Los locales de restauración son, precisamente, uno de los lugares donde más se socializa y se baja la guardia —se quita más la mascarilla para comer o beber, se habla más alto, y el riesgo de transmisión aumenta—. “Es una medida difícil pero necesaria si queremos que la pandemia no se extienda como lo está haciendo. La limitación de la actividad es la única forma de cortar de raíz donde la ciudadanía se relaja en exceso y baja la guardia”, ha indicado Aragonés tras anunciar el cierre de la restauración.

El presidente en funciones ha advertido de que Cataluña vive un momento “difícil y complicado” y hay que actuar ahora, ha justificado, “para evitar un confinamiento total”. «Es necesario no poner más estrés en el ámbito sanitario. La pasada primavera perdemos demasiadas vidas y es imprescindible avanzarse al máximo para no llegar tarde y no tomar decisiones todavía más restrictivas. Esa salida de fin de semana, esa comida con amigos, ese encuentro con familiares que puede esperar, tendrá que esperar”, ha indicado. El Govern ha apelado a la “corresponsabilidad” de la ciudadanía para que las medidas más restrictivas no se prolonguen más allá de dos semanas.

El sector de la restauración, que se ha reunido este miércoles con el Govern, ya ha mostrado su rechazo a la medida y ha amenazado con desobedecer la orden e incluso montar una acampada de protesta en la plaza Sant Jaume, donde está la sede de la Generalitat. “Que vengan los mossos y nos cierren, es lo que nos están diciendo muchos agremiados”, ha precisado el presidente del Gremio de Restauración de Barcelona, Roger Pallarols, antes de reunirse con la Generalitat. El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, Jaume Collboni, ha apuntado este miércoles en la Cadena Ser que “la medida es desproporcionada, el sector ha hecho un esfuerzo muy importante y hay que recordar que hace menos de una semana se planteaban reabrir las discotecas”. Pallerols ha asegurado que “no es de recibo” comunicar una decisión de esta magnitud sin medidas económicas para compensar las pérdidas y ha anunciado que impugnarán el plan del Ejecutivo catalán. Aragonés ha anunciado que se aprobarán ayudas para el sector y el consejero de Interior, Miquel Sàmper, ha advertido de que los cuerpos policiales vigilarán para que las medidas se cumplan. El régimen sancionador contempla multas de entre 300 y 6.000 euros si no se cumple la norma.

El Govern se ha conjurado para bajar la curva epidémica y evitar llegar a la situación de Madrid, donde una incidencia disparada (ayer era de 489 casos por 100.000 habitantes, pero llegó a ser de 700), la presión asistencial en los hospitales y la negativa del gobierno regional a tomar medidas drásticas precipitó la declaración del estado de alarma por parte del Ejecutivo central. Cataluña no ha llegado a los niveles de Madrid, pero no está lejos de alcanzarlos: la comunidad tiene, según los datos recogidos por el Ministerio de Sanidad, el 7% de las camas convencionales ocupadas con pacientes con covid-19 y el 19,5% de la UCI llena, mientras que la ocupación en Madrid es del 21% de las plazas convencionales y el 38% de las camas de críticos. “Es necesario no poner más estrés en el ámbito sanitario”, ha apuntado Aragonés.

Precisamente, el hecho de haber cruzado la barrera psicológica de los 1.000 hospitalizados (1.024, según la Generalitat, una cifra que difiere de la recogida en los datos de Ministerio) ha sido uno de los elementos que ha precipitado la toma de decisiones más drásticas por parte del Govern. La consejera de Salud, Alba Vergés, ha admitido que en las últimas semanas, han aumentado un 11% los ingresos hospitalarios por covid-19 y un 21% las entradas en la UCI. Los hospitales consultados admiten su “preocupación” por el auge de contagios y se mantienen “alerta” para desplegar sus planes de contingencia si fuese preciso, pero señalan que aún no han tenido que suspender actividad para atender a pacientes covid-19. Otro de los factores claves ha sido la velocidad de transmisión del virus (la Rt, que mide a cuántas personas contagia un caso positivo), que está en 1,37, por encima de lo que recomiendan los expertos (menos de 1) para mantener a raya la curva epidémica.

Con estos datos sobre la mesa y la curva epidémica desbocada, el Govern ya ha anunciado que la actividad docente en las universidades pasará a ser virtual a partir de este jueves. El objetivo es reducir el trajín de personas y las aglomeraciones en lugares de especial riesgo, como el transporte público. Asimismo, se suspenderán las competiciones deportivas no profesionales durante, al menos, 15 días, para rebajar la movilidad propia de los partidos que se disputan los fines de semana. “La práctica deportiva es segura. Pero tenemos que contribuir a que la movilidad se reduzca”, ha indicado la portavoz del Govern, Meritxell Budó. Las instalaciones deportivas estarán abiertas, así como los gimnasios, que tendrán un aforo máximo del 50%.

Cataluña no está sola en esta drástica medida de cerrar bares y restaurantes. En Holanda entrarán en vigor este miércoles a partir de las 22.00 nuevas restricciones que contemplan el cierre de cafés y restaurantes, la prohibición de los partidos de aficionados a partir de 18 años, y la presencia de más de cuatro personas a la vez en el exterior.

Noticias relacionadas

Banrural Julio 2024
 

¿Cuál fue la causa específica del fallo global de Microsoft?

Un fallo de proporciones globales afectó este viernes a los sistemas de Microsoft, causando interrupciones en miles de servicios alrededor del mundo, desde conexiones de transporte público hasta vuelos internacionales.

Fallo informático de Microsoft afecta a aerolíneas, bancos y medios de comunicación

El fallo informático de Microsoft, que ha colapsado aerolíneas, bancos, medios de comunicación de medio mundo, ha mostrado también al encender muchos ordenadores una de sus peores imágenes: la denominada 'pantalla azul de la muerte'.

El hombre que intentó matar a Trump también había hecho búsquedas sobre Biden

Thomas Matthew Crooks, el joven de 20 años que intentó matar al expresidente Donald Trump el sábado pasado, también hizo búsquedas sobre el actual mandatario, Joe Biden, y otras figuras importantes, según reveló el FBI a congresistas.